Pato hasta en la sopa y sopa hasta en el pan

Aquí me teneis con medio litrejo (bueno, ya un poco menos) de Pilsner Urquell. En el recuadro, el gulash en pan

Tras la muy interesante visita a la misteriosa biblioteca del monasterio de Santo Tomás en Praga (de la que ya he dado cuenta en un post anterior) y de tomarnos una cerveza negra de la propia abadía en la cervecería abierta al público y que durante siglos fue la fábrica original del brebaje y lugar de encuentro de los praguenses, pasamos sin salir del recinto monástico y hotelero, al restaurante Lichfield, que toma su nombre del fotógrafo británico Lord Patrick Lichfield (1939-2005). Sigue…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: